Dolores de crecimiento. ¿Qué son?

Vota este articulo
(1 Votos)

Así como con las paperas y el sarampión, los dolores de crecimiento son un padecimiento temporal y la mayoría de los padres lo toman con calma. 

Pero, ¿qué son estos dolores? ¿Por qué algunos niños tienen dolor severo, mientras que otros reciben ninguna? ¿Podría el dolor significar que algo está realmente mal? ¿Cómo pueden saber los padres?

Los dolores de crecimiento generalmente suceden  entre los 3 y 7 años. Los médicos dicen que el dolor se desencadena cuando los huesos crecen, estirando la cubierta gruesa del hueso, explica el Doctor Larry Vogler, un reumatólogo pediátrico de la Escuela Universitaria de Medicina de Emory, en Atlanta.

Según la Academia Americana de Pediatría, estos dolores se han relacionado con los días particularmente activos y no con el crecimiento. Los dolores de crecimiento son molestias reales para muchos niños; dolores que a menudo pueden despertar a los niños de su sueño.

Algunos niños están predispuestos a tener dolores de crecimiento. Los dolores parecen más intensos después de un día de bastante actividad física y de mantener el cuerpo en funcionamiento. Los niños por lo general sienten los dolores en la noche, luego desaparecen por la mañana. Como padre, sea tranquilizador, de un masaje, y de ser necesario algún medicamento para dolor con un poco de comida es bueno si usted piensa que necesita hacerlo.

Si su hijo presenta ciertos síntomas, es aconsejable notificar al médico Ortopedista pediátrico de su hijo. Síntomas preocupantes que podrían indicar que algo más que dolores de crecimiento y algo más grave que puede estar pasando incluyen:

Cojera

El dolor persistente

Dolor en la mañana o la hinchazón

Debilidad o cansancio inusual

Dolor en las articulaciones asociado con una lesión

Sensibilidad y enrojecimiento en una articulación

Si un niño se despierta por la mañana con dolores en las extremidades  y después siente alivio al moverse, puede ser la artritis reumatoide juvenil. No dude en contactar de inmediato al Ortopedista pediatra en caso de que su hijo presente molestias intensas o las ya mencionadas posteriormente, recuerde que actuar a tiempo puede cambiar la situación de su hijo por completo.

Leido 778 veces

Búscanos en Facebook